domingo, 27 de febrero de 2011

Para todos aquellos que dicen no puedo

Cuando alguien evoluciona, también evoluciona todo a su alrededor.
Cuando tratamos de ser mejores de lo que somos, todo nuestro alrededor también se vuelve mejor.
Eres libre para elegir, para tomar decisiones, aunque solo tu las entiendas.
Toma tus decisiones con coraje, desprendimiento y, a veces, con una cierta dosis de locura.
Solo entenderemos la vida y el Universo cuando no busquemos explicaciones.
Entonces todo queda claro.
Aprender algo significa entrar en contacto con un mundo desconocido, en donde las cosas más simples, son las más extraordinarias.
Atrévete a cambiar.
Desafíate.
No temas a los retos.
Insiste una, y otra, y otra vez.
Recuerda que sin fe, se puede perder una batalla que ya parecía ganada.
No te des por vencido.
Acuérdate de saber siempre lo que quieres y empieza de nuevo.
El secreto está en no tener miedo a equivocarnos.
Y de saber que hay que ser humilde para aprender.
Ten paciencia para encontrar el momento exacto y congratúlate de tus logros.
Y si esto no fuera suficiente, analiza las causas e inténtalo lo con más fuerza.
El mundo está en manos de aquellos que tienen el coraje de soñar y de correr el riesgo de vivir sus sueños.

No hay comentarios:

Publicar un comentario